España: La Fundación Alternativas publica un informe sobre el estado de la Cultura en el año 2020 18/ene/2021

Leire Gutiérrez VázquezDerechos PI/Observancia de los derechos 

La Fundación Alternativas ha publicado el documento “Informe sobre el Estado de la cultura en España 2020”, en el que realiza un seguimiento sistemático de la realidad cultural en España. El informe se ha publicado a través del Observatorio de Cultura y Comunicación de la Fundación Alternativas. En este sentido, el documento destaca que la cultura ha sido una de los sectores que se ha visto gravemente afectado por la pandemia, ante el cierre de cines, teatros, salas de conciertos y actividades culturales en general.

El documento refleja la importancia de los proyectos de cooperación cultural, “como iniciativas que alimentan un objetivo mayor que trasciende el aplauso del público y de la crítica”. A tal efecto, señala que aportan valor a la acción exterior, ya que conectan a personas y construyen redes basadas en confianza y los valores compartidos. Con la aprobación del Fondo Europeo de Recuperación, el Informe de la Fundación Alternativas dispone que la financiación aprobada en materia de cultura será un “arma” poderosa para las industrias culturales y creativas, ya que les dotará de recursos para poder afrontar la crisis derivada de la pandemia y realizar políticas transformadoras para la cultura.  

En particular, la edición de 2020 se centra en la acción cultural de España en el exterior, donde se identifican actores, políticas y logros principales. A tal efecto, el documento destaca la necesidad de que exista una “política cultural exterior que apoye firmemente la internacionalización de los creadores y consolide las redes de producción y distribución”. Para ello, propone que deben elaborarse políticas culturales innovadoras y flexibles que se adapten al proceso de mundialización de las industrias culturales y establezcan nuevas relaciones entre el sector público y el privado para su posicionamiento en este nuevo mercado.

Sobre el modelo español, el informe identifica agentes que intervienen en el exterior, en el que cada una tiene su “estructura, prioridades, transversales, su personal, o su propio presupuesto”, lo que ha supuesto una importante descoordinación y fragmentación de la imagen de España, al existir solapamiento de funciones, duplicidad de accione y aumento del gasto público.

Así mismo, el informe realiza una evaluación y destaca una serie de propuestas para aumentar la eficacia y la eficiencia, teniendo en cuenta los efectos del Covid-19 en los modelos tradicionales. Entre las principales propuestas se encuentran las siguientes:

1. Profundizar en la definición de las competencias culturales que incorpora la Ley de Acción y del Servicio Exterior del Estado (2014) para una mejor vertebración de la actuación de los diferentes actores que inciden en la acción cultural exterior.

2. Articular la acción cultural en la política exterior, como política de Estado.

3. Establecer una mayor coordinación basada en la cooperación interna y en un proceso de compartición de la información, en aras de evitar duplicidades y asegurar una mayor sinergia general.

4. Establecer un Plan o Acuerdo Estratégico para la cooperación e internacionalización cultural.

5. Situar a la política como facilitadora de los procesos de internacionalización.

6. Mantener una política de compromiso con los Derechos Humanos.

7. Mantener la relación prioritaria con la región iberoamericana, y, en el ámbito de la Unión Europea, avanzar en la estrategia conjunta que el Consejo y el Parlamento europeo establecieron en 2016, para que exista una mayor cooperación de los países de la UE y terceros países en materia de cultura

8. Definir estrategias para la definición de una imagen de la/s cultura/s de España en el exterior a través de diferentes herramientas para una presencia en Internet y las redes sociales que permita mostrar la realidad de la vida cultural y la producción artística del país.

Así mismo, el informe aborda cuestiones fundamentales como el desarrollo y la cooperación territorial, la sostenibilidad del patrimonio cultural y la educación artística. Por último, en relación al crecimiento de la industria audiovisual, el documento analiza la situación de la producción y distribución de contenidos audiovisuales tras la emergencia de los servicios de vídeo bajo demanda por suscripción (SVOD), en tres ámbitos: el modelo “de dos velocidades” en el que está instalado el cine español y la lenta intervención de los servicios SVOD; la explosión de ficción seriada y el protagonismo de dichos servicios en su producción; y el contenido audiovisual español en los servicios de vídeo bajo demanda y el impacto de la crisis sanitaria de la COVID-19 en la producción audiovisual.

 

Fuente: Fundación Alternativas (Informe sobre el estado de la cultura en España 2020).

No te pierdas nuestra newsletter

Te enviaremos máximo un email por semana y no compartiremos tu email con terceros.